domingo

Un toque tic

EEEhhh amigo, ponga huevo!(según diría el hincha)seguramente esta etapa tendrá sus contravenciones; desde ya el nombre de la institución, Gimnasia, entra en un juego de palabras a contraposición con el deporte en cuestión, el Fútbol; por lo que se espera que un club con una tradición de más de 115 años, logre su primer campeonato nacional, venciendo así a todos aquellos equipos que se interpongan fecha tras fecha. Tarea difícil de llevar a cabo, no obstante las capacidades del plantel (equipo técnico, dirigentes, hinchas), pueden lograr la hazaña. ¿Cómo? Confiando y creyendo en la capacidad que el cuerpo técnico vino experimentando tanto en profundiad, como en extensión. El técnico, uno de los pocos en el país que mantienen su línea de principios (junto con Bielsa y otros más que ahora no vienen al caso), pueden aportar al fútbol argentino lo que en otros países falta: capacidad humana, más que técnica y estratégica. Por tanto, en un torneo donde no abundan los códigos morales, éticos, etc., en el resto de los cuerpos técnicos y por tanto en sus respectivos equipos, sería lógico o justo que allí donde sí hay un replanteamiento moral y existencial sobre la base en la que se fundamentarán los intentos de ser campeón, justamente salir campeón. De todos modos, el fútbol es totalmente impredecible, asi que pronosticar desde la pasión y el sentimiento, se vuelve casi absurdo; sólo con trabajo y esfuerzo de los jugadores podrán vislumbrarse rayos de fe de un posible "campeonato"

5 comentarios:

  1. Cuando el futbol deje de ser un negocio va a ser un deporte.

    ResponderEliminar
  2. entonces nunca.. a menos que se termine el mundo y vuelva todo a comenzar de nuevo. Pero como es el ser humano seguramente vuelva a suceder lo mismo.

    ResponderEliminar
  3. siii, eese pensamiento bajonero tan real y cierto...

    ResponderEliminar
  4. Chicos hay muchos deportes que se realizan solo con la voluntad de quienes lo practican y creo que es la mejor manera de hacer frente a los gustos de muchos que corren por el vil metal.
    No todo esta perdido,se los juro.
    Vengo de familia de deportistas y amigos que hacen deportes los cuales son amateurs y sucediò algo con mi propio hijo.
    Cuando tenìa seis años empezò a jugar al futboll y ya desde ahì querìan hacer campeonatos,cuestiòn que en una reuniòn de padres con el tècnico me neguè.Tìpico en mi opinar en contra,pero no estaba tan errada.Ni bien terminò la charla se acercò el entrenador y lejos de lo que me imaginaba yo como desafìo o reto,me felicitò.Yo le comentè que mi hijo iba a divertirse,no a competir.Que en tal caso lo eligirìa de grande,pero solo pretendìa que el se distraga,haga deporte.
    Me comentò que no estaba errada de nuevo y que hiciera lo que quiera,que le iba a ir bien pues veìa en el libertad.
    Hoy mi hijo con casi dieciseis años juega en handball y tiene perspectiva a jugar en la selecciòn Argentina,pero esta en un club con don de gente,tienen reglas de convivencia en el deporte y todavìa se compite en forma sana y solo por capacidad,no por negocio.
    Eso es lo que me hace mas felìz,verlos competir solo por deporte y hay muchos que como mi hermana fueron grandes campeones de nataciòn,bancados solo por la pasiòn y esfuerzo de la familia y amigos y nos hicieron quedar bien en el mundo sin guita por medio.
    Existe,solo que el futbol perdiò la real esencia.
    Buenas noches,caballero y Hana87.No pierdan las esperanzas,son niños.Quedan cosas buenas,solo hay que buscarlas.

    ResponderEliminar